Compartir
Ayer en Alhama de Murcia, conocíamos por los dos periódicos regionales de máxima audiencia la filtración de la denuncia que agentes de la Policía Local de Alhama habían cursado contra los dueños de un conocido pub de la localidad por dejar entrar a menores. 

Al parecer y, según la Policía Local, ésta estaba motivada por las quejas que se habían recibido por parte de algunos padres preocupados por tener conocimiento de que sus hijos entraban en el citado bar en el que supuestamente consumirían bebidas alcohólicas.
Si bien el alcalde de Alhama, Diego Conesa, en un primer momento reconoció al diario La Verdad, “no tener elementos de juicio sobre esta actuación de la Policía”, en la tarde de ayer diario Público anunció que Conesa condenaba la filtración de la noticia y expresaba que la considera: “una dinámica perversa de un grupo de agentes de la policía”.
Además, Conesa, declaró a Público que dicho pub es un local de “reconocido prestigio” en el lugar y que son conscientes de que los dueños “son escrupulosos” a la hora de expedir bebidas alcohólicas a los menores de 18 años. Conesa ha explicado que que tras conocer la denuncia “escucharán con atención la versión del concejal”, ya que uno de sus copropietarios es edil del Grupo Municipal de Ciudadanos.
Por su parte, los propietarios del local han declinado hacer declaraciones sobre el asunto por consejo de su abogado, afirmando que ya han emprendido acciones legales. Además, han declarado a Público que este caso se trata “de una persecución política”.

Declaraciones a Revista Entrelíneas del alcalde Diego Conesa.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here